Una de las mejores acciones de la noche en la NBA la protagonizó Bojan Bogdanovic ante los Lakers, arrancando hacia el aro con toda su potencia y colgándose ante alguien tan físico como Timofey Mozgov.