La última vez en que LeBron James arrancó la temporada con un 5-0 en su balance de victorias y derrotas fue en Miami, los Heat acabarían siendo campeones. Ante Boston Celtics además lograron un paso al frente muy relevante, que la estrella de Akron se quedara a tan sólo un punto de Hakeem Olajuwon y entrara entre los diez mejores de la historia en anotación.