Marc Gasol había disputado hasta este verano un total de 651 partidos en la NBA, durante todo ese tiempo había logrado convertir un total de doce triples, algo lógico para su posición en el campo y características técnicas. En poco más de treinta partidos en esta temporada 2016/2017 la cuenta de triples anotados se acerca a los cincuenta. Lo realmente sorprendente no es únicamente sus canastas, sino el porcentaje de acierto que le sitúa por delante de tiradores contrastados como Kyrie Irving, Kyle Korver o Kevin Durant. Esto le ha llevado a mejorar su anotación media hasta encima de los veinte puntos, la mejor de su carrera. La explicación la contábamos hace pocas fechas en EJDN, su nuevo entrenador David Fizdale le invitó a ello.

El técnico habló con los compañeros de Bleacher Report y explicó con sus propias palabras lo que Marc Gasol ya explicó a EJDN. “Después de lo que vi con Chris Bosh y su desarrollo en Miami, tras ver cómo esto benefició a LeBron (James) y Dwyane (Wade) en los años en los que fuimos campeones, vi una oportunidad de permitir a Mike Conley ampliar su juego al tiempo que hacíamos que Marc diera pasos alejándose del aro”.

Una propuesta que viene desde verano, cuando Fizdale asumió el cargo como entrenador en jefe de los Grizzlies: “Una vez que empecé a trabajar Marc aceptó el reto, me dijo que siempre tenía tiro, unos 17 o 19 por encuentro, ahora está lanzando lo que antes eran pases de circulación de balón o acercamientos al aro. Ha ido cogiendo ritmo y se siente cómodo con estos tiros”. El resultado es espectacular, anota día sí y día también, y entre todos esos triples quedan algunos épicos como el que logró ante los Clippers para sumar una nueva victoria.