Allen Iverson ya está en el Hall of Fame del baloncesto junto a otras grandes figuras de renombre como Shaquille O’Neal o Yao Ming. El mítico base de los Sixers no solo ha marcado a los aficionados por su manera de jugar sino también por su fuerte personalidad y sus frases más célebres. Aaron McKie, un antiguo compañero suyo, ha desvelado en ‘The Player’s Tribune’ una de las anécdotas que marcaron la carrera de Iverson.

Fue durante las Finales de 2001 cuando el jugador de los Philadelphia 76ers prometió “destruir” a Tyronn Lue. “Allen estudia los partidos, la gente no lo entiende (…) Allen leía los comentarios -todos los comentarios- de los periódicos. Sabía qué jugadores habían dicho que iban a pararle y él hacía su propia búsqueda sobre cómo destruirles. Disfrutaba haciéndolo. Si hablabas con la prensa sobre Allen antes de un partido, eso te convertía en su objetivo“.

Eso es lo que pasó en el primer partido de las Finales de 2001, pese a que el anillo se fuera para Los Angeles por 1-4. Como de costumbre, Allen había recopilado toda la información necesaria sobre el partido. “Leyó cómo estaban jugando los rivales y lo que habían dicho sobre él, así sabría para qué prepararse. Sabía que los Lakers iban a utilizar a Tyronn Lue para intentar anularle, algo a lo que se negaba. Dijo ‘¿Sabes qué? Voy a destruirle“.

Durante aquel primer encuentro Iverson dio toda una exhibición para que los Sixers se llevaran la victoria en la prórroga por 101-107. El base anotó 48 puntos (15/33 en tiros de dos, 3/8 triples y 9/9 tiros libres), 5 rebotes, 6 asistencias y 5 recuperaciones en 52 minutos. Mientras que dejó a Tyronn Lue con tan solo 5 puntos, 3 asistencias y 5 robos de balón.