Días de incertidumbre en el Club Estudiantes después de que el pasado domingo certificaran su segundo descenso deportivo en cuatro años. Tendremos que esperar todavía unas semanas para saber si se acaba materializando o no, pero su presidente, Fernando Galindo, no ha demorado tanto el balance de la temporada.

“Nos equivocamos con los fichajes”, ha señalado en repetidas ocasiones en un encuentro con los medios de comunicación. “Tenemos que felicitar a los equipos que han conseguido sus objetivos deportivos. Nosotros hemos perdido por méritos propios. Felicitamos a Manresa porque se lo ha ganado. No hay paliativos”, añade.

La autocrítica se centra por tanto en las incorporaciones. Tras las realizadas en verano (Graham, Thomas, Stimac, que se marchó, y Ofoegbu, que nunca llegó), el Estu añadió otras seis, con rendimientos diversos, desde que arrancara la liga: Rey, Mitchell, Laprovittola, Pumprla, Simpson y Kendall. Algunos llegaron como recurso de urgencia para evitar el descenso. “Durante la temporada hemos incorporado nuevos patrocinadores y los que ya estaban redoblaron esfuerzos para hacer algunos fichajes que no pudimos hacer en verano. Pero esto no es una cortina de humo. Nos hemos equivocado con los fichajes”, insiste.

Viabilidad en LEB

El Estu entra ahora en un periodo de indefinición. Descendido, pero sospechando que puede seguir en la liga ACB la temporada que viene dadas las trabas existentes para los equipos que quieren entrar. Su presidente, no obstante, aclara lo siguiente: Somos un equipo de valores y nosotros no vamos a movernos en los despachos. No nos hemos puesto en contacto con ninguno de los clubes que hipotéticamente pueden subir. No vamos a hacer nada en los despachos. Pero si se produce cualquier circunstancia no promovida por nosotros, nos estamos preparando para estar en disposición de salir en la ACB la próxima temporada”.

Si lo hace, puede que sea con un equipo directivo distinto. Como prometieron en febrero, convocarán una junta extraordinaria de accionistas para el mes de junio en el que someterán sus cargos a una moción de confianza. “Habrá cambios en la estructura del club, como no podía ser de otra forma. Nosotros en junio pondremos el cargo a disposición. Si hay alguien que tiene interés en defender de mejor forma los intereses del club, convocaríamos una junta extraordinaria lo antes posible y se abriría un proceso de elecciones. Nosotros nos comprometemos abiertamente a colaborar con quien sea”, afirma.

El presidente del Estu no teme por la viabilidad del club, sea en ACB o en la división inferior. “¿Podemos aguantar en LEB? Algunos patrocinadores siguen con nosotros pase lo que pase. No solo Movistar. Y estamos convencidos de que nuestra afición va a seguir con nuestro equipo. Eso nos permite mirar al futuro con ganas y expectativas”, dice.

Y en el caso de que queden vacantes en la ACB, trabajan para aprovecharlo: “Nos estamos preparando para cumplir los requisitos: estar al corriente de pago seguridad social, hacienda y jugadores. Lo conseguiríamos casi seguro. Estamos trabajando”.

Otro asunto será con qué plantilla se compite, en ACB o en LEB. Fernando Galindo aclara que no se ha tomado ninguna decisión al respecto, pero que “algún jugador importante se ha ofrecido a seguir con nosotros. No voy a dar nombres pero le honra. En cuanto a equipo técnico y demás jugadores, no podemos tomar ninguna decisión todavía”.