El paso del tiempo no ha hecho olvidar a Dwyane Wade la apuesta que hizo con su amigo LeBron James. La MLB la ganaron finalmente los Cubs de Chicago y la consecuencia era ver llegar al campeón de la NBA vestido con la indumentaria del equipo de béisbol de la ciudad del viento. En la entrada del United Center le esperaba el propio Wade rodeado de decenas de periodistas, es una de las imágenes de la temporada. Las apuestas hay que pagarlas y el Rey demostró tener palabra.