El Real Madrid tuvo que emplearse a fondo para no dejar escapar la victoria en la cancha del Maccabi Tel Aviv, al que doblegó por 82-89. En la segunda parte Rudy Fernández, autor de 16 puntos, y Jaycee Carroll, con 18 puntos (5/8 en triples), devolvieron el control del partido al conjunto blanco, que vio peligrar su victoria tras el parcial 16-0 del tercer cuarto. No obstante, fue Sergio Llull el que certificó el triunfo blanco desde el tiro libre.