Un pabellón moderno, con gran aforo, un público entregado, con charanga, niños en la grada y el color verde como denominador común. Así es el Martín Carpena, el escenario de esta Supercopa Endesa que en su primer día de competición ha vibrado con el partidazo de los suyos. Todo equipo grande cuenta con un sexto hombre fundamental, infatigable, fiel… así es la afición de Málaga, la marea verde.