Quedan dos meses para que comience la temporada regular de la NBA y los jugadores que no han tenido compromisos internacionales durante este verano ya están manos a la obra. Lo hacen a las órdenes de Robbie Davis, un preparados físico que trabaja habitualmente con deportistas de élite, el propio Robbie compartió las imágenes en su Instagram.