Serán recordados por su juego, por su estilo, por sus títulos… pero seguro que no todo el mundo recuerda la primera vez en que cada estrella de la NBA se colgó del aro.