Este no es un año más en el Hapoel Jerusalén, Amare Stoudemire jugará esta temporada con su camiseta, y los aficionados del club israelí están muy ilusionados. Quedó claro en el entrenamiento a puerta abierta que se celebró en su pabellón, el Malha Arena, donde se dieron cita unas 600 personas.

Al finalizar la sesión, invasión de campo y Amare Stoudemire entregado a su nueva afición, si hay que saltar se salta, si hay que bailar se baila. Este año quiere hacer un buen papel en la liga israelí y tratar de llegar lo más lejos posible en la Eurocup.

No es la primera vez en que el expívot de Miami Heat se ve en una de estas, ya en su recibimiento en el aeropuerto fue rodeado y alentado con canciones y saltos. La ‘Stoudemiremanía’ ha comenzado en Jerusalén.