Algunos ya están retirados y otros siguen en activo. Todos contaron con grandes contratos como profesionales pero el dinero les llegó sobre todo por los patrocinios y las inversiones realizadas. Estos son los diez jugadores NBA más ricos de toda la historia y sus fortunas. ¿Te atreves a descubrirlos?

1 BILLÓN DE DÓLARES

MICHAEL JORDAN

Captura de pantalla 2016-09-01 a las 21.38.14

Sigue manteniendo ‘el honor’ de ser el jugador NBA con el contrato anual más alto, hasta el próximo año no le superará LeBron James, aunque las épocas de cada uno de ellos no son comparables. Pero el gran éxito de Michael Jordan estuvo en crear su propia marca de la mano de Nike y también en invertir sus ganancias. Así se han multiplicado sus beneficios y pese a tener ya 51 años y no jugar, cada año amplía sus ingresos.

500 MILLONES DE DÓLARES

MAGIC JOHNSON

Captura de pantalla 2016-09-01 a las 22.05.50

El debate sobre quién fue mejor, si Michael Jordan o Magic Johnson, seguirá alimentando las tertulias de baloncesto. En lo que no hay ninguna duda es en que la leyenda de los Bulls está por encima del de los Lakers. Aunque Earvin no puede quejarse, un dinero muy bien invertido en muchísimas franquicias de Starbucks, cines comerciales y propiedades inmobiliarias.

350 MILLONES DE DÓLARES

SHAQUILLE O’NEAL

Captura de pantalla 2016-09-01 a las 22.15.30

Alguien que supo sacar provecho a su trayectoria en la NBA, gracias a su desparpajo y repercusión, es muy complicado encontrar a alguien que no simpatice con Shaquille O’Neal. Ya durante su etapa como profesional participó en películas, grabó discos y se volvió en el icono más deseado por las marcas comerciales. Después de su retirada siguió por el mismo camino, lo único que cambió fue que no se vestiría de corto en las pistas, pero los focos siempre están sobre él. Desde 2012 participa en las retransmisiones de la TNT y mantiene contratos con marcas, mesiánicamente el fenómeno ‘Shaq’ no ha desaparecido.

270 MILLONES DE DÓLARES

LEBRON JAMES

Captura de pantalla 2016-09-01 a las 22.17.16

A sus 31 años se cuela ya entre leyendas, el lugar que le corresponderá cuando se retire. Acaba de firmar el gran contrato que buscaba con los Cavaliers y el próximo año será el jugador con el contrato anual más alto de toda la historia de la NBA. Al margen de sus ganancias como jugador, es el hombre del momento a nivel deportivo, en esta década la marca que quisiera posicionarse debía llamar a LeBron para ofrecerle un contrato de esponsorización. Sólo con esto se calcula que ingresa 53 millones de dólares cada temporada. Probablemente pase a desbancar en unos años a Michael Jordan, no sólo como protagonista de ‘Space Jam’, sino también como jugador NBA más rico de todos los tiempos… cuestión de tiempo.

270 MILLONES DE DÓLARES

KOBE BRYANT

Captura de pantalla 2016-09-01 a las 22.22.53

Empate técnico con LeBron James, ambos han cohabitado en la NBA pero se han dado el relevo como hombres más mediáticos de la competición. Kobe es mucho más que un jugador de baloncesto, es un icono, y así lo muestran sus números, hasta hace unos meses seguía siendo, pese a su rendimiento, uno de los mejor pagados de la liga. Su propia marca de zapatillas, su línea de ropa y, una vez retirado, todo un hombre de negocios. Hace pocas fechas conocíamos que se convertía en inversor, hasta 100 millones de dólares iban directos a diferentes proyectos de la zona de California.

200 MILLONES DE DÓLARES

HAKEEM OLAJUWON

Captura de pantalla 2016-09-01 a las 22.28.59

Apodado ‘El Sueño’ haciendo alusión al famoso sueño americano, el que cumplió este chico nigeriano cuando hizo las maletas para jugar para la Universidad de Houston, la misma ciudad que le draftearía en el número uno de 1984 con los Rockets. Se retiró de la NBA en 2002 con la camiseta de los Raptors de Toronto.

180 MILLONES DE DÓLARES

GRANT HILL

Captura de pantalla 2016-09-01 a las 22.32.48

Se retiró con cuarenta años después de vestir las camisetas de los Pistons, Magic, Suns y Clippers. Una leyenda salida de la Universidad de Duke que demostró siempre su calidad con regularidad pese a vivir a la sombra de grandes estrellas de la NBA, nunca perdió su espacio, por eso no es de extrañar que se mantenga entre los diez jugadores más ricos de todos los tiempos. Desde su retirada en 2013, es un habitual en las retransmisiones de televisión, también presenta su propio programa en NBATV, un espacio en el que realiza reportajes en primera persona con las estrellas actuales de la liga.

180 MILLONES DE DÓLARES

KEVIN GARNETT

Captura de pantalla 2016-09-01 a las 22.37.02

Un viejo rockero… de los que nunca mueren. Al menos no hasta que él no lo decida. De vuelta en Minnesota como referencia de un equipo repleto de jovencísimos talentos. Su gloria la consiguió con los Celtics pero tenía muy claro con qué camiseta quería decir adiós. Fue uno de los jugadores más mediáticos de la liga durante muchos años, también uno de los mejores, presumiendo de ser el máximo anotador de todos los tiempos de los Timberwolves.

150 MILLONES DE DÓLARES

TIM DUNCAN

Captura de pantalla 2016-09-01 a las 22.40.26

Será muy raro ver la NBA en esta próxima temporada 2016/2017 y no ver al larguirucho Duncan con la camiseta de los Spurs, pero su momento llegó. Un punto y final a alguien que si lo hubiera querido, habría generado aún mucho más dinero en contratos comerciales. Su fidelidad a San Antonio también le privó de haber firmado algún contrato mayor, no ganaba mal en Texas pero nunca quiso cambiar de equipo. Se le conocen colaboraciones fuera de la cancha que le aportaron ingresos, también ciertas inversiones, pero el perfil de Tim Duncan siempre se caracterizó por no estar delante de los focos. Humilde, trabajador y ejemplo, dijo adiós a su manera, con la temporada ya terminada. Si lo hubiera anunciando antes habría recibido tantos aplausos durante el año como su amigo Kobe Bryant.

130 MILLONES DE DÓLARES

GARY PAYTON

Captura de pantalla 2016-09-01 a las 22.45.32

El último de esta honrosa lista de multimillonarios, siempre fue una referencia, seguramente de no haber compartido sus años como profesional con Michael Jordan frente a él estaríamos hablando de un jugador mucho más importante y mediático, pero la sombra de MJ era demasiado alargada. Al menos podrá presumir de estar considerado uno de sus mejores defensores. Trece años en los Supersonics (1990-2003), acabó su carrera en Miami. Tras esto probó suerte como comentarista en la NBATV y posteriormente también en TNT, pero no fue una actividad que le durara mucho tiempo.