Russell Westbrook alcanzaba su triple-doble número 42 de la temporada batiendo el récord absoluto en toda la historia de la NBA y cerraba además el partido ante Denver Nuggets con este triple ganador sobre la bocina. No había mejor cierre posible.