La jugadora de las Inidana Fever, Tamika Catchings, se despide después de 16 temporadas, 10 All Star, un MVP de las Finales y un título WNBA. La jugadora, de 37 años, ha decidido poner punto final a su carrera después de ganar su cuarta medalla olímpica en Río de Janeiro. El próximo domingo las Fever jugarán su último partido de la fase regular, pero como están clasificadas para los playoff la despedida de Catchings podría posponerse.

Sin embargo, Paul George quiere despedir a Catchings como se merece y por ello ha comprado 5.000 entradas que repartirá entre los aficionados que quieran asistir al encuentro del domingo. De acuerdo con un comunicado de la franquicia, cada persona podrá adquirir un máximo de cuatro entradas en el Bankers Life Fieldhouse, el pabellón de los Pacers.