Minnesota Timberwolves ganó en Phoenix (85-98) para alcanzar las cinco victorias en 15 encuentros. La anécdota del duelo ante los Suns tuvo a Ricky Rubio como protagonista, cuando mediaba el tercer cuarto Eric Bledsoe ejerció de pícaro lanzando la pelota contra la espalda del base español, de modo que se autohabilitaba para anotar.