Se está convirtiendo en tradición que Stephen Curry caliente emulando a otros deportes, ya le habíamos visto anteriormente y en este último choque ante los Rockets mantuvo su costumbre. Esta vez los deportes elegidos fueron el béisbol, el fútbol americano y el voleibol. Kevin Durant fue testigo de excepción.