Prometía mucho el Concurso de Triples de la NBA con ocho grandísimos tiradores, pero está claro que no es lo mismo tirar a 200 pulsaciones en un partido que hacerlo en frío, parados y en un concurso. Lo pueden dejar bien claro James Harden y JJ Reddick, que completaron dos series de tiro horribles para lo que se esperaba de ellos, 15 anotados para la barba y 17 para el de los Clippers.

Alcanzaron la final los Splash Brothers, Curry y Thompson no decepcionaron y lograron imponerse junto a Kyrie Irving. El primero en tirar fue el de los Cavaliers y  rápidamente quedó eliminado con sus 17 puntos, apareció Stephen Curry con una final imponente, alcanzó los 27 puntos con una racha de 13 triples consecutivos que puso en pie al Barclays Center. Play Thompson no logró ensombrecer a su compañero de equipo y tan sólo hizo 14 puntos.