La NBA ha querido resumir su año 2016 también en base a las cosas divertidas que suceden en sus pabellones. Mascotas que animan a los aficionados, canastas imposibles de fallar que no entran, periodistas saboteados en sus entrevistas… Más de 15 minutos para reírse y pasar un buen rato.